.

.
Cuentos de la antigua Grecia

sábado, 13 de marzo de 2010

La Ley


Acrílico sobre tabla. 68 x 60 cm. Invierno 2009- 2010

5 comentarios:

Amando Carabias María dijo...

La ley parece algo frío, distante, impositivo. Pero al ver este rostro sereno, de una vida vivida con la preocupación de organizar a un pueblo de dura cerviz, uno comprende que la ley también tiene espíritu, el espíritu de quien pretende que todos convivan en armonía y puedan llevar a término sus deseos sin que por ello se pisoteen los derechos de los demás.
Sobre cuestiones técnicas no puedo opinar, bien lo sabes, pero me atrevo a ponderar el colorido sobre ese fondo oscuro de la parte de túnica que está sobre los hombros, y también me gusta, y mucho, el volumen que se consigue en las distintas partes del rostro, en cada milímetro podría decir.

Flamenco Rojo dijo...

La Ley…del paso de los años…de la experiencia. Mascarón de proa de un barco…donde sus luces de popa iluminan el camino de quien viene detrás.

Un abrazo.

Mentxu de la Cuesta dijo...

Has pintado una ley noble y serena. Ojala la de verdad transmitiera lo que la tuya deja entrever.

Jesús Tejedor dijo...

Hola Mariano!
Qué alegría contactar otra vez.
Me he quedado muy sorprendido por la obra que estás desarrollando. Bravo!
Espero que podamos vernos algún día.
Un fuerte abrazo

Isolda dijo...

Otro de los retratos que componen esa serie magnífica. La ley, debe ser así, con la mirada serena y tranquila, con la toga bien puesta sobre los hombros. Alguien dijo: pocas leyes, buenas leyes.
Me parece que ha cumplido y Mariano, éste es otro de los mejores.
Besos.